Una Megatierra

Posted by Punto&Fusa

Astrónomos han anunciado el descubrimiento de una nueva clase de planeta que desafía las teorías existentes; un mundo rocoso con una masa 17 veces mayor que la Tierra. Hasta ahora, se creía que un cuerpo tan pesado almacenaría hidrógeno a medida que crecería, convirtiéndose en un gigante gaseoso como Júpiter. Sin embargo, esta "mega- Tierra" es completamente sólida.

Llamada Kepler-10c, se localiza a 560 años luz de distancia en la constelación Draco. Orbita una estrella similar al Sol cada 45 días y posee un diámetro de casi 29,000Km, dos veces más grande que el de la Tierra. Fue descubierto por el satélite Kepler de la NASA, el cual no puede determinar si es un planeta rocoso o gaseoso. Debido a sus características, fue catalogado como un minineptuno o enano de gas; planetas con gruesas atmósferas gaseosas.

Un equipo de investigadores, liderado por Xavier Dumusque del Centro Harvard-Smithsonian de Astrofísica, se basó en la información recolectada por el Telescopio Nazionale Galileo (TNG), en las Islas Canarias, para calcular la masa de Kepler-10c. Enconctró que era mucho mayor de lo esperado, por lo que debía tener una composición densa de rocas y otros sólidos.

El descubrimiento de esta "mega-Tierra" tiene profundas implicaciones para la historia del universo y la posibilidad de vida extraterrestre. El sistema de Kepler-10c tiene 11 mil millones de años de edad, por lo que se formó hace menos de 3 mil millones de años después del Big Bang. El universo primitivo contenía solamente hidrógeno y helio, ya que los elementos pesados necesarios para formar planetas rocosos, como hierro y silicio, fueron creados por la primera generación de estrellas al estallar. Kepler-10c demuestra que este proceso fue mucho más rápido de lo esperado.

Si las estrellas viejas también pueden albergar planetas rocosos similares a la Tierra, como lo ha demostrado Kepler-10c, aumenta considerablemente la posibilidad de encontrar planetas potencialmente habitables en nuestro vecindario cósmico. Los resultados de la investigación fueron presentados hoy durante una reunión de la Asociación Astronómica Americana (AAS).

Fuente: Muy Interesante